INTERLEUCINA 2 - Precauciones y advertencias

La administración de interleucina 2 se ha asociado con el síndrome de pérdida capilar, cuyo resultado puede ser hipoperfusión orgánica y muerte. Por ello su uso debiera limitarse a pacientes con función pulmonar y cardíaca normales. La interleucina 2 debe suspenderse si el paciente desarrolla letargo y somnolencia, puesto que estas condiciones pueden derivar en coma. Al no existir pruebas concluyentes se recomienda no usar en mujeres embarazadas a menos que el beneficio para la madre supere el riesgo potencial para el feto. El amamantamiento se suspende cuando la madre reciba el fármaco. La seguridad y efectividad en menores de 18 años no ha sido establecida.